Raymond Chandler

Sospechoso: Raymond Chandler, uno de los padres de la novela negra.

Acusación: Siguiendo la estela de Dashiell Hammett le dio lustre al género. A partir de él nada fue lo mismo.

Cómplices: Philip Marlowe, un detective íntegro e incorruptible que ha creado escuela. Tuvo sus devaneos con tipos tan geniales como Wilder y Hitchcock y salió airoso, que más se puede pedir.